Cargando...
Detrás del arco:

Detrás del arco: "Todo menos futbol, cortesía de un tal Attolini"

Todo menos futbol, cortesía de un tal Attolini.

Nunca me imaginé defendiendo a Miguel Herrera. El “Piojo”, que es un extraordinario entrenador, para mí no tiene la actitud de un técnico del América; pero ese es otro tema.

Yo estuve ahí. Yo lo vi. A mí nadie me lo contó. No es defender a Herrera, es nada más contar lo que pasó.

Hay un personaje, llamado Antonio Attolini, de los líderes del movimiento #YoSoy132, de los que se quejaban de las televisoras, hasta que le dieron un programa (de verdad nunca me imaginé estar escribiendo de este tipo). Este estudiante fue el sábado a la cancha del Estadio Azteca a provocar y reventar a Herrera.

Miguel siempre ha perdido la cabeza. Incluso conmigo ya le sucedió. No le guardo ningún rencor; esto es futbol y se vale no estar de acuerdo y también se vale calentarse. Esa vez yo le pregunté sobre un cambio que hizo, para defender un empate contra Monterrey y que acabó perdiendo el partido, Herrera se enojó y dijo que no hacer ese cambio hubiera sido “una pendejada”. En fin; hablábamos de futbol.

Lo que hizo el señor Antonio Attolini, a quien no tengo el gusto de conocer (y espero no tenerlo), fue a preguntar algo que no tenia absolutamente nada que ver, aparte de que el tono y la forma cuentan.

El tema de Francisco Rodríguez y su seña a un aficionado en el partido entre México y Jamaica ya estaba cerrado, incluso con la Selección. Attolini lo volvió a sacar.

Yo no estuve de acuerdo con que el “Maza” fuera el capitán del América, de hecho pondría a 10 hombres antes que a él. Sentido de pertenencia.

Pero esa opinión es porque Rodríguez ¡salió de Chivas! ¡Y sólo lleva unos meses en el América! Nada que ver con una seña a un aficionado, que por cierto, nada tiene que ver con las Águilas, como bien dice el 'Piojo'.

Bueno, el caso es que Attolini le preguntó a Herrera: “Por qué le das el gafete de capitán a alguien que había insultado a la afición”; con una prepotencia y un tono, digno de un resentido social.

Herrera, que suele salir muy caliente de los partidos, perdió la cabeza, una vez más, y entre su enojo y el no razonar las palabras que decía, le terminó diciendo que él no le importaba a quién pone de capitán, pues eso lo decidía el “Piojo”. Muy mal contestado.

La risa y la burla del "#YoSoy132" tras haber logrado hacer enojar al entrenador del América, era digna de que algún directivo de Foro TV ponga en su lugar al estudiante del ITAM; como seguro sucederá después de que Yon de Luisa, directivo del América, hable con el director del canal de Televisa para pedir una explicación ante lo sucedido.

Conclusión: Esto es futbol, no política. La pelota y la playera no se manchan. Miguel tiene que tomar la actitud de un entrenador “Top”, con clase y saber controlarse y contestar políticamente. Necesita tener actitud de americanista, no de atlantista.

Y se debe de dejar de acreditar a gente que nada tiene que ver con el futbol y que sólo van a buscar un poco de protagonismo, aparte de que lo hizo todo mal, pues escupió al cielo. Entre bomberos no se pisan la manguera. El que entendió, entendió.

Tu opinión nos interesa, compártela con respeto.

Por Nicolás Romay, colaborador de AméricaMonumental.com
Twitter: @NicolasRomay
Foto: Mexsport

Comentarios